Aquí escribo lo que siento, ahora que soy capaz de sentir, y de escribirlo.


Los conjuros que me gustan...

NUESTRA MEMORIA ES FRAGIL, NUESTRA VIDA ES MUY BREVE. TODO PASA TAN RÁPIDO, QUE NO PODEMOS ENTENDER LA RELACIÓN ENTRE LOS EVENTOS.

Inesperadamente...

jueves, 22 de mayo de 2008

1 comentarios Vínculos a esta publicación


Qué se siente despertar un día y ver junto a ti un ser que te invita a un nuevo día lleno de caricias y ternura?

Temor, una clara sensación de irrealidad, justificada claro por tanto tiempo de soñar lo que se cree inexistente.

Ansiedad, por obtener toda esa felicidad de un golpe, por tomar todo lo posible antes de verlo desaparecer entre la niebla de la realidad.

Necesidad, de recuperar tanto tiempo perdido entre la soledad y la distración de la cotidianidad.

Recuperas esas sonrisas al vacío, los suspiros sin razón, esa sensación de livianez.

Recordar la alegria de lo etereo y las miradas llenas de gozo y sinceridad,
sentir el latido de su corazón, como música en el silencio que sentimos escondida, esa música que bailamos sin poder mover los pies.

Y somos uno, somos del viento, vamos al cielo de cuando en vez...